¿La visión del alumno acerca del futuro depende de su especialidad? Una encuesta dice que sí

bigstock-Spanish-Male-Student-With-Grou-286246153 2.jpg

Los estudiantes son bastante optimistas acerca de sus posibilidades de encontrar trabajo, aún así, el grado de optimismo varía según su carrera.

Imagen: Bigstock

¿Los graduados confían en su empleabilidad, especialmente en su campo de estudio? ¿Cuánto tiempo creen que les llevará cumplir con sus expectativas salariales? ¿Creen que les irá mejor que a sus padres?

Cengage quería responder a estas y muchas más preguntas por lo que encuestó a 2,500 graduados, recientes y futuros, para medir 17 indicadores diferentes. Los indicadores se dividieron en cuatro categorías: empleo, bienestar económico, social y personal.

Según la encuesta, dependiendo del área de estudio, los graduados tienen menos del 70 % de posibilidades de trabajar en su campo, por lo que enfrentan la decisión de elegir entre oportunidades laborales con altos ingresos o lo que les encanta hacer aunque a veces no es bien remunerado. Aún así, los graduados son optimistas; el 93 % informó que espera encontrar un trabajo relacionado con su área en los primeros seis meses después de graduarse.

Los estudiantes son tan optimistas que el 67 % espera cumplir con sus expectativas salariales dentro de un año. El 88 % cree que el número de trabajos disponibles en su campo de estudio aumentará en los próximos dos años. Aún así, este sentimiento positivo depende del área académica: el 92 % de los graduados de STEM piensan que los empleos crecerán en su área en los próximos dos años, en comparación con el 77 % en Humanidades y Ciencias Sociales.

Cuando se trata de recompensas no monetarias, en promedio, el 28 % de los estudiantes informan que tienen trabajos con equilibrio entre la presión laboral y la vida. Además, solo el 25 % dijo tener una cultura de trabajo agradable y el 23 % dijo que esperaban más oportunidades de crecimiento en sus carreras. Aún así, todo depende de su especialidad. Las personas en los campos de negocios esperan un crecimiento del 29 %, en comparación con sólo el 16 % en Humanidades y Ciencias Sociales.

A pesar de que los estudiantes y los recién graduados no parecen tener el mejor equilibrio entre el trabajo y la vida, siguen siendo positivos. Además, el 82 % de los encuestados dijeron que son optimistas sobre su futuro.

Los educadores y los empleadores pueden ayudarlos a alcanzar este futuro esperanzador enseñándoles habilidades blandas, porque los preparará para la vida después de la graduación. Además, deben hablarles sobre el impacto de sus elecciones de estilos de vida para que puedan saber lo que es esencial para ellos: ¿un alto salario o un equilibrio entre la vida y el trabajo? Esto les ayudará a identificar las oportunidades que se alinean mejor con sus objetivos.

Del mismo modo, los estudiantes deben desarrollar su confianza para que puedan reconocer su potencial y desempeñarse mejor bajo presión. Por último, se debe ayudar a los estudiantes y recién graduados a seguir aprendiendo mediante credenciales, clases o talleres alternativos. Es esencial recordarles que hay opciones asequibles para que sigan aprendiendo y preparándose para prosperar en la fuerza laboral.